jueves, 28 de abril de 2011

MARÍA - Mayo, el mes de la Gracia


27 abril 2011

Soy María, Reina de los Cielos y de la Tierra. Mis bienamados niños, les agradezco su recepción, aquí y en otra parte. Les agradezco que estén presentes, juntos. Reciban todos las Gracias y todo el Amor que su Corazón espera y vive. Vengo a ustedes para anunciarles este mes de mayo que se presenta y se abre a ustedes, en pocos días. Dentro de este mes, y a partir de los primeros días, un número importante e inédito de manifestaciones se realizarán sobre la Tierra y en sus Cielos. Los Ángeles del Señor, omnipresentes a la superficie de esta Tierra, van a revelarse, de manera aún más importante, a la Conciencia de la humanidad. 

Durante este mes que va a abrirse, la Tierra recibirá una cantidad de Luz como nunca ha existido. Entonces, durante todo este mes, se les pide permanecer en su Corazón y en su Unidad, no ser desestabilizados por cualquier elemento que hace irrupción a la superficie de este mundo. Muchas cosas van a cambiar durante este mes. Van a ser los testigos privilegiados, sobre todo, en su Corazón, ya que lo que prescindirá, de manera visible e invisible, del exterior, será, sobre todo, un bálsamo para su Corazón. A pesar de lo que su cabeza podrá pensar, imaginar, recuerden que lo importante es su Renacimiento, su Resurrección.

Los momentos que construimos juntos y preparamos desde las Bodas Celestiales, encuentran en adelante, una realización en sus Cielos y sobre su Tierra. Una serie de elementos van a hacerse al día, modificando la trama del tiempo, modificando su Conciencia, modificando sus percepciones. El Sonido de la Tierra, en efecto, se levantó, en algunos lugares de la Tierra. Este Sonido de la Tierra también se levantó, en ustedes, para el más cercano de la Luz de entre ustedes, por un Sonido inédito, por una gama de sonidos apareciendo, cada vez más a menudo, percibidos por su Alma y su Espíritu, más allá de sus orejas. Este Sonido, hasta cierto punto, prefigura lo que ya había llamado, aquí hace ahora casi dos años, el Anuncio. El Sonido de la Tierra y el Sonido del Cielo van a difundirse, a generalizarse en aún más lugares de esta Tierra. Podemos decir, así como algunos de entre ustedes ya lo presienten y lo viven, que están, como lo dijo el Arcángel Mikaël, a las puertas de un nuevo día dónde el conjunto de sus esperanzas, de sus esperanzas relativas a la Unidad, el Amor y la Luz, se manifestarán y eclosionarán de manera más intensa, en ustedes como a la superficie de este mundo. Es hora pues de prepararse a acoger la Luz, a acoger el Cristo, en ustedes y en el Cielo. Los días que vienen son días de Alegría, de gran Alegría, para los que ya esperan y viven la Luz. Durante este mes que se abre, tenemos necesidad, y tienen necesidad, de ser lo más cerca posible de su Dimensión de Corazón. Que eso esté en sus espacios Interiores, cada día la Llamada de la Luz se volverá cada vez más fuerte y es a ustedes quienes corresponde vivir, enteramente, esta Luz. Cada día de este mes que se abre verá una aceleración temporal sin común medida con lo que la Tierra pudo vivir hasta ahora. Eso se refiere directamente a los elementos. Eso se refiere directamente a su Conciencia. Eso se refiere directamente a su espacio. Eso se refiere a cada uno de entre ustedes. Estos momentos marcan la entrada de este mundo en la última etapa de su Revelación, de su salida de la Ilusión y su entrada en su Eternidad.

Como el Arcángel Mikaël lo había dicho, la Fusión de los Éteres se realiza, la Luz Azul se instala, permitiendo el descubrimiento y la revelación de la Luz Blanca, visible ya por algunos de entre ustedes, audible para algunos de entre ustedes, llevándoles a modificar su Conciencia, a cambiar los fundamentos, las percepciones, con facilidad o dificultad, eso no tiene ninguna importancia ya que experimentan y perciben lo que viene. El Borde de la Tierra se levantó. El Borde del Cielo se reduce hasta ustedes. Se despiertan las Cruces de sus Estrellas. Algunos de entre ustedes, entre la avanzada, empezaron su propia Fusión de sus tres Hogares. El conjunto de los elementos y acontecimientos a sus puertas marcan la vuelta, enteramente, de la Unidad, sobre este mundo y en este mundo. Deben ser los testigos, los marcadores. Las Semillas Estelares que iban a revelar, por lo que les son, la Luz, enteramente, a la superficie de este mundo.

Cada día del mes que va a abrirse va a ver la instalación, real y efectiva, de la nueva Tri Unidad que les había anunciado he aquí hace algunos meses. Las manifestaciones Vibratorias, las percepciones de sus cuerpos, van a convertirse en profundamente diferentes, llevándoles, como lo dije, a funcionar diferentemente y a establecerse en un nuevo estado. Recuerden lo que les había dicho: “ningún ser humano podrá ignorar, sobre este planeta, el Sonido de la Tierra y el Sonido del Cielo”. Una vez más, como se lo dijimos, los nuestros, no buscamos la fecha, el día o la hora pero sepan simplemente que el mes de mayo de este año, es un mes como la Tierra nunca habrá vivido desde hace mucho tiempo. No retrasen, si eso les desestabiliza, a lo que será visible sobre la Tierra como al Cielo sino, más bien, sobre su nobleza, sobre su capacidad para volver a entrar dentro ustedes. Cualesquiera que sean las manifestaciones de esta entrada dentro de ustedes mismos, que eso sea la Alegría inefable del Samadhi o también un simple sueño, acéptenlo, ya que estos momentos son de verdad momentos de gracia dónde la Luz se despliega. Habrá siempre, sobre esta Tierra, voces para elevarse y emplear palabras que no tendrán nada que ver con la finalidad de lo que se produce. Para parafrasear lo que decía el Comendador de los Antiguos, cuál será la opinión que adoptarán: ¿la de la oruga, la de la mariposa? De eso dependerá su capacidad real para vivir e integrar la Luz para convertirse en, enteramente, la Luz y la transparencia. No vengo a anunciarles un elemento final a esta Dimensión sino su transformación en fase final. Las señales serán más innumerables, que las que estuvieron a la escucha a quienes observaron sobre esta Tierra, desde el principio de este año, sin común medida, si puedo decir, con lo que se ha observado hasta ahora. Los Ángeles del Señor, en distintas partes del mundo, van a desempeñar un papel considerable. Acójanles, en Unidad y en Verdad, ya que están allí para ustedes, para el conjunto de la humanidad que responderá a la última Llamada de la Luz ya que el Cielo va a abrirse durante este mes de mayo. De su capacidad de recepción de lo que es la Luz que se despliega, se traducirá su capacidad para vivir eso en la más grande de las facilidades o en algunas formas de resistencias y confrontaciones. Una vez más, contamos con su Luz, su Presencia, para el conjunto de sus Hermanos y sus Hermanas, ya que muchos el uno con el otro, no tendrán los medios de agarrar, de otro modo que con la mirada de la oruga, lo que se viene. Se vivirán algunas etapas importantes de esta finalidad durante este mes. Habrá, efectivamente, un frente este mes y el después de este mes, sin duda alguna posible.

La intensidad de sus percepciones, la intensidad de sus Vibraciones, deben llevarles a que sean confiados en este despliegue de la Luz. Ningún elemento de esta Tierra, perteneciendo a esta Tierra, conducido por los humanos, incluso los más ferozmente posible opuestos a la vuelta de la Luz, podrán oponerse, de cualquier manera, a esta vuelta. La Tierra decidió hacérselo saber. En la Flota Intergaláctica de los Mundos Libres, acompañamos simplemente la decisión de la Tierra y su decisión. Estamos allí, todos, para ustedes, para acompañarles pero recuerden que no podemos hacer, en ningún momento, el trabajo en su lugar. El momento acabó de instalarse en el Corazón, en su Ser, de redefinir, de manera formal, por este mes, cuáles son sus prioridades más absolutas, cuál será su pasar a ser para el próximo período más allá de este mes. Les invitamos a penetrar todos el Santuario de su Corazón. Les invitamos, a acoger todos, a Cristo de vuelta en los Cielos y les esperamos, cada día, más numerosos, en las esferas de la ligereza, la pureza, la Luz, la infancia y la inocencia. Sólo tienen en ustedes, cualquiera que sea lo que existe aún, hoy, para acceder a su Cielo y a su Alegría. No existirá, durante este período del mes de mayo, ningún obstáculo que puedan tener si se abandonan a la Luz. Este mes puede, hasta cierto punto, llamarse el Mes de la Gracia. Habrá una advertencia, habrá una esperanza colmada y el habrá cosas menos agradables. Todo dependerá desde su punto de vista. Todo dependerá del estado de su Corazón y absolutamente de nada otro. El mes de mayo siempre se ha caracterizado, durante los años anteriores, por una serie de acontecimientos vibratorios prefigurando este mes de mayo aquí. La aceleración de las fases de la Luz, desde el principio de este año, está en perfecta sincronía con esta nueva aceleración del mes de mayo que muchos entre ustedes, una vez más, presintieron, de distintas maneras.

Les pediría, por mi parte, que nos reuniéramos de nuevo el 13 de mayo a las 17 horas, en unión y en Unidad donde haremos, entonces, un punto juntos de estos 13 primeros días que entonces habrán pasado. A partir del día siguiente, el Arcángel Mikaël, durante su espacio de alineación a las 19 horas, vendrá a fertilizar su Corazón. Se seguirá, a las 19:30, hora francesa de su reloj, por la llegada del Ángel Métatron, viniendo a acabar su ciclo de revelaciones (ndr: Las horas indicadas corresponden a la hora francesa, al reloj. El vínculo http://www.lolo.free.fr/Divers/DecalageHoraire.html les permitirá deducir su horario local). La única preparación que debe llevarse es la de su Ser Interior, de su Corazón. Siga lo que pide la Luz ya que, para cada uno de entre ustedes, les pide cosas diferentes. Algunos de entre ustedes se sumergirán, entonces, mucho más fácilmente, en la Alegría, otros se hundirán en el sueño más fácilmente y algunos de sus Hermanos y sus Hermanas se plantearán, entonces, las buenas preguntas. Para algunos de sus Hermanos y sus Hermanas, eso será en esta forma particular de acontecimiento que su Corazón se volverá hacia la Luz. Recuerden, que no tienen nada que juzgar, que no tienen nada que condenar ya que cada cosa, durante este mes, será estrictamente a su buen lugar. Hay exactamente que facilitar este lugar por su calidad de Radiación, por su calidad de alineación. Por supuesto, las circunstancias de este mes serán diferentes según los continentes, según los países, pero globalmente este proceso será difuso. La hora acabó de mostrar su Corazón, no en las palabras, no en actitudes sino en su calidad de Radiación. Se les invita a vivirlo cualquiera que sea la etapa donde son. La intensidad de la Luz estará, como se lo decía, la Gracia será omnipresente, a condición de que acepten acogerla y vivirla. Mi intervención de este día está solamente para pedirles prepararse internamente a vivir momentos inéditos que se reproducen casi cada día de este mes de mayo. Vayan en Paz sobre el camino que es el vuestro. Vayan en Paz en sus empleos. Vayan en Paz en sus relaciones, cualquiera que sea fácilmente ya que, de esta capacidad para mantener esta Paz, se vivirá su integración de Luz, integración de Luz hecha por la activación de las Cruces Mutables, como en la enseñanza otorgada por Un Amigo y, por ello, por lo que se les comunicará, en los próximos días, por lo que se refiere a las Semillas Estelares.

Antes de darles cita al 13 de mayo, si existe en ustedes, presentes aquí, preguntas acerca de lo que acabo de anunciarles, entonces, yo quiero bien, si eso me es posible, hacer aclaratorias suplementarias si eso es necesario. Y les escucho.

No tenemos preguntas, le agradecemos.

Mis bienamados Niños, Semillas Estelares y Semillas de Eternidad, les digo pues, por mi parte, hasta el 13 de mayo. Que la Gracia les acompaña y mis Bendiciones les acompañan.

http://www.autresdimensions.com/article.php?produit=1011