miércoles, 15 de diciembre de 2010

ANAËL - Sobre los tiempos actuales...



2 diciembre 2010

Soy Anaël, Arcángel. Bien Amados Niños de la Luz y bien Amadas Semillas Estelares, que la Paz del Corazón esté con ustedes y en ustedes. Vengo ustedes, en este espacio, para intercambiar con ustedes refiriéndose al principio de Ilusión y el principio de Verdad. Conviene poner de nuevo mi intervención de este día con relación a algunos elementos que había dado, aquí ahora algunos meses, por lo que se refiere a la verdad relativa y la Verdad absoluta. El marco de mi intervención, hoy, se sitúa en el marco más preciso del tiempo actual que viven sobre la Tierra, por lo que se refiere a la revelación. Reanudemos, si lo quieren bien, en primer lugar, cada una de estas palabras. La palabra Ilusión. La Ilusión se abordó, a nivel espiritual, en muchos escritos viniendo esencialmente de la India y el Vedanta, donde lo que se vive en el sentido de la vida el más ordinaria, corriente, personales, vida de la personalidad, ha sido llamado, por los que lo realizaron lo, Maya o Ilusión. La Ilusión a menudo se asimila a lo que es falso y, por extensión, a lo que no existe. El peligro principal de esta concepción sería hacerles creer que nada de lo que existe en este mundo donde viven, no tiene existencia propia. La Ilusión no es tanto en la ausencia de algo sino bien más en un disfraz de una serie de elementos ocultados u ocultos, impidiéndoles, por sus sentidos o por la lógica, de acceder al sentido profundo que se basa el despliegue de la Vida en esta Dimensión. La principal Ilusión, ya que es una, es creer y de vivir y experimentar que lo que se aíslan y cortado viven en esta Dimensión de lo que existe en las otras Dimensiones. Mientras que, incluso lo que está presente en el otras Dimensiones se basan la manifestación llamada ilusoria en esta Dimensión. Simplemente, se ocultaron una serie de elementos. El primero de estos elementos, como acabo de decirlo, es haberles privado del acceso a su pluridimensional. El segundo elemento es hacer adherir el humano a una serie de elementos no con experiencia pero simplemente crudos y aceptados como evidencia y realidad, mientras que estos elementos participan, indudablemente, de la Ilusión o también de la falsificación de este mundo. 

Así pues, en cuanto el ser humano no tenga la capacidad de experimentar un hecho en su propia Conciencia y en su propio vivido, este a que se adhiera la Conciencia limitada no pluridimensional, sin haberlo probado y haber comprobado por sí mismo, porque no es directamente comprobable por la Conciencia de la personalidad, se establece pues como una verdad descubierta completamente ilusoria. Eso se llama la Creencia. Que eso se refiere a la Creencia de hechos que existen aquí bien mucho tiempo o de Creencia en dado que nunca no se probó una serie de elementos por la Conciencia ni experimentados por la Conciencia, pero simplemente al cual la Conciencia se adhirió de manera habitual, obligada generalmente, sugerido de manera muy hábil por los que, en resbalón, extraen las cuerdas, haciéndoles creer que son amos de su destino. Así pues, en cuanto se adhieran a un elemento exterior su a vivido, éste sea una Creencia. Esta Creencia tiene un impacto principal en lo que llamaría sus comportamientos y, bien más allá, en sus acondicionamientos. Estas Creencias, generalmente, se organizan para hacerles ir allí donde no habían previsto necesariamente ir, inicialmente, sino dónde van a ir muy naturalmente. Qué más da, en realidad, que la Creencia pertenezca a la Ilusión o la Verdad, porque en realidad, en cuanto se instale, en definitiva, era la más auténtica, se ustedes aleja y les separa de la Verdad absoluta. La Verdad absoluta no es un marco de referencia o Creencia, la Verdad absoluta es lo que es con experiencia y probado dentro de la Conciencia. La Creencia participa de un proceso de exteriorización y proyección. La Verdad participa de un principio de interiorización. La Creencia pertenece, de manera irremediable, mi y a la personalidad. La Verdad absoluta pertenece, de manera irremediable, ella, a la realización sí. Por otra parte, que eso esté en Este o en Occidente, o entre el pueblo que llaman primitivos, algunos ser tuvieron acceso a los espacios Interiores pluridimensionales, conservando al mismo tiempo un cuerpo, una Conciencia eficiente en la separación, muy teniendo acceso a espacios calificados de ilimitados. 

La problemática levantada por el tiempo que viven, actualmente, se ilustra por el hecho de que una serie de elementos que pertenecen a la Verdad absoluta, no estando presentes en sus Creencias y en consecuencia en la personalidad, están haciendo irrupción, literalmente, en su realidad y su verdad relativa resultante de las Creencias. Así es de la vida que nombran extraterrestre, así es de una serie de elementos que caen bajo lo que llaman los sentidos y que con todo sólo tiene otra realidad la vinculada a la propia proyección de su Conciencia en la personalidad. A menudo les hemos hablado de déconstruction, les hablamos de disolución. La revelación que viven un punto ahora alcanza efectivamente principal, consolidando las palabras pronunciadas por el Cristo en su primera llegada, diciendo entonces: “No se ocultará nada de lo que se les ha ocultado en el momento de la revelación”. Estos momentos de revelación se inscriben en ciclos importantes de revolución galáctica. Se inscriben pues en una lógica precisa, rigurosa, vinculada al tiempo Solar y al tiempo Galáctico. Corresponde, hasta cierto punto, en un momento de superposición más o menos fácil, entre la proyección exterior de la Conciencia en la matriz y la Verdad absoluta de lo que es la Conciencia fuera de la matriz. 

Esta superposición es lo que se vive actualmente, revelándose en primer lugar, inicialmente, a su Conciencia incluso fragmentada, como la disolución de los elementos de falsificación que, dentro de sus Creencias, han sido alteradas, deformadas, precisamente para ocultarles los hechos subyacentes y la finalidad subyacente que era fuera de alcance de sus sentidos y su experiencia. La segunda superposición es, ella, de naturaleza mucho más violento ya que es, diría, la antítesis de la Sombra y el juego de la Sombra/Luz que existe en esta Dimensión. Eso corresponde a la revelación de la Luz Auténtica o Vibrante, así como hay dentro de su Ilusión. 

Obviamente, la mayoría de los seres humanos no está dispuesta a aceptar y estar de acuerdo a la irrupción de la Luz Vibrante en este mundo ya que, simplemente, para la mayoría de la Conciencia humana, no existe simplemente. Ahora bien los mecanismos de reglamento del ser humano, en este mundo separado y dividido, excluyen de manera formal todo lo que no pertenece a su campo de percepción y concepción. Entonces, la irrupción de una Verdad absoluta, bien más allá de los juegos de Sombra y Luz de su mundo, representa lo que Sri Aurobindo llamó el “choque de la humanidad”. Este choque se traduce, obviamente, en una sideración, un miedo, incluso entre los seres afectando a otros Estados Dimensionales fuera de este mundo. Ya que se trata, en definitiva, no de una experiencia de la Unidad o el Cuerpo de Luz, vivido fuera de este cuerpo o en sus espacios Interiores, sino de la revelación, dentro de sus espacios exteriores llamados medio ambiente, de la Verdad de la Luz y su instalación. En otras palabras, la revelación del Fuego de Éter, en el cual en adelante se instala la Conciencia Crística y el Cristo, viene a, de manera formal, destruir lo que llamamos el Fuego por Fricción o Fuego de la Dualidad o también Fuego del encerramiento en las fuerzas Luciferinas o Prometéicas. Se prepararon una serie de elementos desde numerosos años que permitían este momento. Estos momentos que viven, traducidos también por Sri Aurobindo como la inminencia, se traducen también en sus propias percepciones Vibratorias que se pueden llamar, indistintamente y de la misma forma, la presión de la Ascensión y las modificaciones de las capas atmosféricas lo más cerca posible a ustedes que les mantienen en el planeta prisión, es decir, la modificación consiguiente de lo que se llama la ionosfera y de sus cuerpos, la modificación consiguiente de las cargas eléctricas de la circulación de las energías, de la circulación de la Vibración Dura dentro de sus estructuras. Eso se traduce, ya, para algunos de entre ustedes, en la modificación del sonido Interior llamado Nada o Borde del Alma. Para otros, eso va a traducirse en una amplificación de percepciones que pueden llegar a veces hasta una determinada forma de dolor que se refiere a unos u otro de los tres Hogares. 

La Luz, que numerosos seres humanos que se habían vuelto Ancladores y Sembradores de la Luz, y en consecuencia estan viviendo un proceso alquímico transmutador Interior, se revela ahora exteriormente, es decir, dentro de la Ilusión de este mundo. La Verdad pues de la pluridimensionalidad de la Vida va pues a restablecerse bajo sus ojos y bajo sus sentidos. Imagínese pues, o intente percibir, lo que puede ser esta afluencia de la Luz, para cuyos marcos de referencia y Creencia que se basaban solamente por la personalidad, por lo que caía bajo los sentidos, administrando pues su vida según los preceptos comunes a la civilización dicha occidental vinculados a la supervivencia, al bienestar, llevando la personalidad nunca a prever su propio final. Así se construye se construye a la personalidad y el mundo de la Ilusión, atrayéndoles sin cesar y siempre hacia lo transitorio, hacia el placer inmediato, hacia el consumo. Cada Fuego por Fricción existente en los mundos disociados, tiene por necesaria finalidad el consumation misma de dicha experiencia de vida por Fuego por Fricción y no puede ser diferente. Este Fuego por Fricción, llamado aniquilación de toda vida, no es en realidad más que la desaparición de la Ilusión. Pero, obviamente, los que son insertados en esta Ilusión no pueden concebir otra cosa que la Ilusión ya que no tienen acceso a cualquier pluridimensional y, para algunos de ellos, la pluridimensionalidad hasta puede llamarse demoníaca o satánica, demostrando así los miedos ancestrales de la Luz, ejercitadas conjuntamente dentro de sus estructuras en el cerebro reptilien. Número de entre ustedes, sin embargo, afianzó y siembró la Luz, permitiendo, como ya se sabe, la reactivación del Merkabah interdimensional y en consecuencia la unión, la conexión, con los planes de la Verdad absoluta. La pluridimensional está pues, desde hace ahora siete semanas, perforando literalmente las envolturas aislantes de este sistema Solar, modificando pues las condiciones mismas eléctricas existiendo en el Cielo y sobre la Tierra, traduciéndose en esta presión de la Ascensión y sobre todo en la modificación del sonido, para los que la perciben en el Antakarana. Esta presión de la Ascensión y esta inminencia de la revelación o revelación de la Luz aumenta cada día. Obviamente, en la Ilusión, se revelan muchas cosas ocultadas pero sólo se refieren siempre al juego de la Ilusión, promoviéndoles a veces reacciones dentro de la Ilusión. Ahora bien, el conjunto Antiguos que comunican con ustedes hizo hincapié en la imperiosa necesidad de encontrar la Paz, de establecerse en su Corazón y no desestabilizarse ni de participar, en el mundo ilusorio, en la revelación o en la revelación, y en consecuencia necesariamente a fuerzas de fricción que van a ampliarse, de una con relación al otro pero siempre en la Ilusión. La paradoja aparente sería creer que les basta que se les retire de la Ilusión. Esto no sería la buena solución ya que tienen que vivir, enteramente, en esta Ilusión, la Verdad de la revelación, sin dar Conciencia, Energía o toma al Fuego por Fricción y a establecerse, de manera mucho más ventajosa, en el Fuego del Éter, el Fuego del Cielo y el Fuego de la Tierra, estableciéndose en ustedes por la Vibración y la Conciencia de sus tres Hogares. 

Se dijo que este cuerpo es su Templo. Se dijo que se consagra este cuerpo ya que se mantuvo la sacralidad, cualquiera que sea la falsificación de los mundos carbonosos. Sin eso, simplemente, ninguna vida sería posible. Lo sagrado pues permaneció en ustedes, en algunas estructuras precisas. En realidad, la sacralidad no pudo sino obstruirse, atarse y encerrarse pero nunca matarse. Entonces, el trabajo alquímico de revelación en, por la agregación de las partículas Duras, por la puesta en Vibración de sus tres Hogares, por la cultura de la Alegría Interior y la Paz, les permite realizar, en este Templo que es el cuerpo, participando con todo en la Ilusión, su propia resurrección a la Luz. Una comparación metafórica empleada por algún Antiguo, como las palabras “oruga” y “mariposa”, ilustra a maravilla la transformación de la Vida, de una forma y un estado en otra forma y otro estado. Esto no es una fuga en ningún caso, la oruga debe aceptar la transformación y no poner fin a su propia existencia para convertirse en mariposa ya que la alquimia se produce bien, efectivamente, dentro incluso de la oruga. Entonces, según la opinión que será el vuestro en los momentos principales de la revelación, recuerden por lo tanto que es dentro de este cuerpo que se vive esta transmutación y no exteriormente. Es para eso por otra parte que numeró de entre ustedes, incluso aún ahora, no pueden acceder en total libertad al Cuerpo de Luz. Así pues, el Cuerpo de Luz viene a ustedes para permitirles, precisamente, llevar a cabo, en total seguridad, el paso de la oruga a la mariposa. La llegada de lo que se nombró la Ola Galáctica, sólo es uno de los elementos que modifican sus Cielos y su Tierra. Existe bien otro. Pero recuerden también que todo lo que pasa exteriormente, no es más que una traducción de lo que prescinde en su propio Interior, que lo vivan allí donde estan o que eso se refiera a un lugar que no es el vuestro sobre esta Tierra pero que consigue una transformación total de un conjunto de Conciencias en esta Tierra. Se le les ha dicho siempre que la puerta del exterior dentro, la puerta de la Revocación, la puerta que les permite vivir el Fuego del Corazón, sin ser afectada por el Fuego por Fricción que se desagrega, no puede encontrarse sino en el silencio de las palabras, el silencio de las emociones y a veces el silencio del cuerpo, en el Corazón y en ninguna otra parte. La mejor ilustración que pueda dar Fuego por Fricción, en sus mecanismos, corresponde enteramente a la acción de su propio mental, encerrado durante muy mucho tiempo en la Ilusión del bien y el mal, llamada Ilusión Luciferina. El mental pertenece, en esta Dimensión, enteramente al Fuego por Fricción. Es la ilustración más perfecta de la manifestación de este Fuego por Fricción. Tienen pues a sobrepasar y superar este Fuego por Fricción, por el silencio mental, por el establecimiento de su Conciencia en el Corazón, el único lugar que no puede ser alcanzado por el Fuego por Fricción, allí donde nace lo que se llama el Fuego del Corazón o Fuego de Amor, que difunde su radiación en ustedes como fuera de ustedes. Cualquiera que sea su alineación y su centrado en el Corazón, cada uno y cada una vivirá una serie de caídas de Ilusiones o Creencias que, hasta ahora, podían aún guiar sus vidas, sus normas, sus comportamientos. Lo que acompaña la revelación de la Luz Vibrante, en un mundo donde prevalece la acción/reacción, va a generar, de fuerte manera, la amplificación de este proceso de acción/reacción, al cual el Fuego del Corazón les hace escaparse. Esto no se refiere, por supuesto, solo a la Conciencia humana sino también al conjunto de la corteza Terrestre, encerrada y amordazada en la expresión de lo que se vive, a saber el Núcleo cristalino, las matrices cristalinas auténticas de Sirius, explicando las modificaciones principales de esta corteza Terrestre. Esto no tiene que preocuparles de ninguna manera ya que, a lo sumo se alinearán, a lo sumo serán capaces de penetrar en el santuario de su ser pluridimensional, a lo sumo escaparán al Fuego por Fricción y en consecuencia al mental. 

Es pues tiempo, ahora, no de entender sino de vivir el hecho de que el mental no es más que el elemento que va a implicarlo inexorablemente fuera de su Corazón. La revelación de la Luz Vibrante, en sí misma, si no se integra completamente en el Corazón, les llevará, allí también, a que manifieste un Fuego por Fricción que no tiene nada que ver con el Fuego del Corazón. En este sentido, los invitamos, los nuestros, que buscaran la Paz y la alineación. Las circunstancias climáticas y geofísicas de este período contribuyen indirectamente a ponerles en su ser Interior. Así no echen la culpa o pestes contra lo que impediría, dondequiera que sean en la Tierra, de llevar a cabo sus actividades exteriores. Ya que si es eso que se produce para ustedes, dónde sean, consideren que eso es más bien una Gracia que les permite encontrar el tiempo y los momentos de alinearse, de centrarse y experimentar más fácilmente su propia Presencia y en consecuencia, más fácilmente salir del ego. Les recuerdo que la Luz Vibrante es Inteligencia y que actuando por esta Inteligencia, por la Acción de Gracia, va siempre, para ustedes como para los continentes, actuar más allá de lo que es perceptible por los sentidos, para una finalidad que será el establecimiento todavía de la Luz. Lo que desaparece, en el mundo ilusorio, es todo lo que era no solamente ilusorio y, además, ocultado. Lo que les encubría, literalmente, el acceso a la Verdad misma relativa de este mundo, desaparece bajo sus ojos, actualmente. Los elementos que les dimos y realizaron, en su Conciencia, por lo que se refiere a los tres Hogares o uno de los tres Hogares, están en condiciones de aportarles todas las soluciones necesarias y vitales al mantenimiento de su Templo consagrado, su cuerpo, en esta Dimensión pero encontrando su acceso pluridimensional. Así pues, este acceso que sólo se reservaba, hasta ahora, dado que suficientemente se pacificó seres, se abre hoy para el conjunto de la humanidad, aunque la mayoría de ella rechaza y rechazará la llegada de la Luz. No tiendan a preocuparse de eso sino, bien más, a servir a esta humanidad, se lo recuerdo por la Humildad, la Simplicidad y la Paz. Van a irradiar esta Luz que alimentará el Fuego del Corazón, sea en algunos, de los que son aún dudando y vacilantes, que dudan en pasar del ego al Ser. 

Recuerden también que no podrán forzar a nadie por las palabras o por cualquier convicción exterior, ustedes no pueden sino presentarse como portadores de Luz que, por resonancia, permitirán o no a sus Hermanos y a sus Hermanas, ellos también, penetrar en esta propia resonancia. Lo importante es y permanecerá (más a los días que van a pasar, ya que hablo bien de « días ») alinearse cada vez más en su Corazón, de dejar cada vez menos espacio y lugar para la actividad de su mental, por lo que se refiere a dichas manifestaciones de revelación de la Luz, lo que no debe impedirles que lleve su vida, cualquiera que sea, a condición de que las circunstancias de vida de su medio ambiente se lo permitan. La Paz se les concederá si piden la Paz. La Luz Vibrante estará allí, el Fuego del Corazón también, si no dan toma al Fuego por Fricción o a su mental. Recuerden que no son ni sus mental ni sus emociones. La definición a eso es la Ilusión más perfecta. Por el contrario, viven su cuerpo plenamente, que es yo lo repito, el Templo en el cual se realiza la alquimia y la revelación. Lo mejor posible se acercarán a su Templo Interior que es el Corazón lo mejor posible, ustedes se regarán a la causa de la Luz. Lo mejor posible aceptarán no dar peso y consistencia a su mental y sus emociones, lo mejor posible les será fácil penetrar el santuario del Corazón, que ya lo hayan realizado o no. El Corazón es la puerta y tiene también todas las claves de su vida y su supervivencia, en la Ilusión por el momento. Las circunstancias de la revelación serán eminentemente diferentes según que ustedes mismos sean próximos a su Corazón o distantes de su Corazón. De la misma forma, serán eminentemente diferentes en tal o cual región del mundo e incluso de un lugar a otro en una misma ciudad. Todo dependerá, por supuesto, de esto a que prestarán su Atención y su Intención, recordándoles permanecer lo más a menudo posible en su Presente de lo que se vive, en el aquí y ahora. Si guardan conciencia de estos algunos preceptos, ningún ataque de la Ilusión podrá poner en peligro cualquier cosa a su Corazón, a su vivir. Pasará a ser, paradójicamente, en un mundo donde el Fuego por Fricción se vuelve intenso, mucho más fácil, si lo aceptan, penetrando en el Corazón. Se recibieron muchos escritos esenciales de este siglo, realizados por seres misioneros, en el tiempo antes de la revelación que viven ahora, en tiempo extremadamente perturbado. Algunas enseñanzas que transmitimos, los Arcángeles, las realizamos durante lo que llamaron la Segunda Guerra Mundial, porque, cuando las circunstancias exteriores o el Fuego por Fricción, se vuelven principales e intensas, eso permite, paradójicamente, a algunos seres, volverse aún más fácilmente hacia su Dimensión Interior y en consecuencia s la pluridimensionalidad. Lo que ciertamente mucho más se debe en tiempo llamado de Paz sobre su mundo, donde la vida parece pasar de fuente pero que, en realidad, a ustedes aleja de su Fuente. No hay pues tampoco que querer juzgar el Fuego por Fricción de los países o seres ya que ellos mismos habrán decidido jugar este juego y esta división, más bien que la división al Corazón. Y les recuerdo que es su libertad más absoluta. Han de definirse bien qué parte pueden y quieren jugar. Ustedes deben ser cada vez más lúcidos, claros y precisos sobre sus propios objetivos. 

La hora no es absolutamente ya para querer la Luz en la personalidad, para apropiarse una Luz, sino de dejar la Luz establecerse, para que disuelva y redima a la personalidad. La redención, como ya se sabe, sólo es posible por la Crucifixión del ego, o disolución del ego. Pero esta disolución o esta Crucifixión no es una muerte ni una fuga de la personalidad sino un transcendencia de la personalidad vivida en el cuerpo, que llamé, en su tiempo, el Abandono a la Luz. En realidad, para expresar eso en pocas palabras, como el digno Comendador Aïvanhov lo había dicho, que no podrán permanecer sentados entre dos sillas, les corresponde ahora definir claramente su lugar, en el Cuerpo de Luz o en la personalidad. Esto se refiere a su Conciencia. El cuerpo, por su parte, obedecerá y permanecerá, lo que ocurra y cualesquiera que sean sus elecciones. Pero estas elecciones, como lo saben ahora, son definitivas. Muy pronto, no existirá ya, para las almas que se contrataron en un camino, la posibilidad de vuelta previa, cualquiera que sea. Pues ha de definirse, por la Vibración misma que llevan y asumen, lo que será su vida. ¿Seguirá, de manera cada vez más violenta, estableciéndose en la acción/reacción? ¿O se establecerá de manera cada vez más fuerte y suave, en la Acción de Gracia? Hay testigos de la Acción de Gracia, como hay testigos de la acción/reacción. Los testigos de la Acción de Gracia son, sobre todo, el silencio de las palabras, el silencio de las emociones, un estado de pacificación Interior, ligereza y Alegría, mientras que la acción/reacción, también, tendrá sus propios testigos: cuestionamientos, sufrimiento, exceso del mental, dificultad de establecerse en el silencio, cualquiera que sea. Esto es una realidad vivida por el cuerpo y por su Conciencia fragmentada. Según la modificación de su estado de humor que estará allí, cada día, podrán, de manera objetiva, saber si van hacia la acción/reacción o hacia la Acción de Gracia. El Bien Amado Sri Aurobindo les describió perfectamente las etapas sucesivas que todo ser humano vive en este choque. He aquí lo que tenía que transmitirles hoy. Si existe, con relación a eso, y exclusivamente con relación a eso, es decir, de manera global y no individual, una necesidad de información complementaria, entonces quiero intentar responder.

Pregunta: ¿Nuestro ADN se falsificó solamente en el cuerpo físico?

Bien Amado, esto escapa a esto a que deseo responder hoy. Les pido preguntarme sobre lo que acabo de decir, por el momento, y sobre nada otro. Volveré de nuevo probablemente un poco más tarde, para responder a esta clase de preguntas.

Pregunta: ¿Cómo hacer cuándo se tienen dificultades a hacer “descender” el mental en el Corazón? 

Bien Amado, el mental no puede descender en el Corazón puesto que allí es ausente. No pueden luchar con el mental contra el mental. Eso participa, y te exhorto a que relea lo que había dicho, sobre el Abandono a la Luz. El Abandono a la Luz es, hasta cierto punto, la rendición del mental, el abandono del mental, realizando el Abandono a la Luz. Si el mental es fuerte, eso quiere decir que no hay suficientemente práctica del vacío Interior por la meditación o por la Respiración o por algún otro método que se lo haya dado. El abandono o la rendición del mental se observa sobre todo, en ustedes, por clara una dificultad de emitir pensamientos relativos a la vida ordinaria o su propio vivir, de manera lógica. Mientras que, precisamente, el acceso a otros estados de consciencia permite, no al mental sino a la Conciencia pura, liberada del mental, de acceder a muy numerosa información pero ya no relativa a su vida ordinaria. El mental no hace más que traducir, aún más hoy, la superioridad de la personalidad sobre el Cuerpo de Luz y en consecuencia del ego. Pueden decirse las cosas crudamente pero eso es la estricta verdad. El ego se manifiesta sobre todo por el mental.

Pregunta: ¿El hecho de hablarse a sí mismo está incluido también en los procesos del mental?

Enteramente.

Pregunta: ¿Cuándo se está en el Corazón se pueden presentar solicitudes a la Luz? 

La demanda, cualquiera que sea, en definitiva, es un acto de exteriorización. El consentimiento y el Abandono, es un acto de interiorización. A partir del momento en que hay Presencia en el Corazón, real, no hay ya nada que pedir puesto que se realiza todo. Si hay pues demanda, es que pues hay aquí y ahora. En el aquí y ahora se realiza la Presencia. El acceso al Corazón no puede emitir cualquier demanda, porque en ese momento, la Conciencia “es”, Sat Chit Ananda, como diría Un Amigo. Y en la Residencia de Paz Suprema o el Estado de Felicidad, no puede existir ninguna demanda ya que no hay nada que pedir.

Pregunta: ¿Qué es lo pendiente para acceder al silencio del mental?

Pero precisamente, no hay nada que hacer. Es precisamente en no hacer lo que aparece al silencio mental. En cuanto hay acción para uno hacer, incluso para acceder al silencio mental, es el mental que actúa. No hay sedación del mental por la acción del mental sí mismo. El Abandono a la Luz, como lo definí, es una rendición del mental. Existe, a este nivel, algo que debe realizarse en Conciencia pero que no puede ser solucionado o acercado, incluso por el mental ya que éste va siempre a implicarse fuera de este estado que, le comunica su muerte. La Alegría es un estado que nace en cuanto penetren el santuario del Corazón. Ésta va a reforzarse a medida del tiempo y los momentos de experiencia que viven en el Abandono a la Luz y en la rendición del mental. El mental no puede aceptar vivir la Alegría. Esta Alegría que debe formalmente diferenciarse de la simple satisfacción o el simple placer, cualquiera que sea. La Conciencia Unificada o la realización en sí, no puede realizarse y vivirse sino cuando todo lo que es exterior a eso no existe ya. La mejor clave que pueda darles es lo que llamé, aquí ahora hace más de un año, Hic y Nunc, es decir, aquí y ahora. En el aquí y ahora no existe nada de otro más que el aquí y ahora. El mental es por todas partes excepto en el aquí y ahora.

Pregunta: ¿La concentración sobre un punto, un sonido, una Respiración, forma parte de los juegos del mental?

Mientras eso se llama concentración, sí. La única Atención e Intención que valga hoy, cerca del Corazón, es la que se centra, precisamente, en el Corazón y en nada otro.

Pregunta: ¿Vivir en la recepción, o no hacerlo, puede ser vivido por el ambiente como una forma de provocación?

Bien Amada, el que realiza la Alegría sólo tiene hacer el ambiente ya que se establece en la Alegría. Ahora, existen seres meditando durante vidas y nunca afectando el Corazón. Existe seres que meditan cinco minutos y que encuentran el Corazón.

Pregunta: ¿Eso significa que seríamos invulnerables, en este estado?

Pero eso es el caso. El Corazón no puede ser alcanzado por nada. Cuando la Conciencia sí se realiza, en ese momento, la vida se desarrolla bajo otros auspicios que la ley de acción/reacción o Fuego por Fricción. La enfermedad es un Fuego por Fricción, los desordenes psicológicos son un Fuego por Fricción. El Fuego del Corazón disuelve todos los Fuegos por Fricción.

Pregunta: ¿La vida diaria que se requiere en la anticipación, cómo vivir en el aquí y ahora?

Esto es aún una Ilusión mental razonar así. Aquí y ahora es un estado Vibratorio. Aquí y ahora permite realizar toda cosa y toda tarea. Hacer a un hogar o pensar por ir a buscar niños a una escuela, no impide el aquí y ahora. Esto es una Creencia. Aquí y ahora no consiste, como lo dije, en no hacer nada, en permanecer sin moverse y en esperar. Aquí y ahora es, lo calificaría así, de Acto Vibratorio y de Conciencia. Aquí y ahora es lo que se vive cuando el momento se desacopla completamente de lo que es el pasado y el futuro. Eso se llama también el tiempo cero, el momento en que el tiempo se detiene para penetrar las tres dimensiones del tiempo: iluminación, realización en sí, paso en Cuerpo de Luz, Transfiguración, las palabras podrían ser muy numerosas. Pero mientras el mental juegue, va a alejarles, por supuesto, de este estado ya que no tiene para el ningún interés. Una vez más, van más allá de la comprensión de las palabras, aunque, obviamente, me expreso por palabras que son para ustedes bien humanas. Vaya más allá de estas palabras. El silencio del que hablo en el mental, no es decidir la vida, una vez más. Eso se desarrolló, de manera extremadamente precisa, por muchas místicas realizándolo, cualquiera que sea la tradición. El problema es que el ser humano, y generalmente en Occidente, se alimenta eternamente con su propio mental, creyendo encontrar una escapatoria al mental por el mental, lo que es una vez más, yo lo repito, estrictamente imposible.

Pregunta: ¿Siendo en el Corazón, si se está en resonancia con otros, el hecho de estar solo o entre otros hace una diferencia?

Si el corazón se realiza, estrictamente ninguna.

Pregunta: ¿Y si no se realiza el Corazón?

Entonces, en ese momento, es necesario encontrar el espacio y el momento para realizar lo que llamaría, el Ser, encontrado, en ser sólo únicamente, pero nunca en una relación, sea la más satisfactoria posible. Se realiza solo, no existe ningún ser humano ni ningún amo, ni ninguna potencia espiritual capaz de hacerlo por usted. Es una decisión que se hace solo, en único. Ninguna creencia, ninguna religión, ningún amo, ninguna Conciencia puede traerles a eso. Mientras creen en una autoridad exterior o  una potencia exterior, incluso el propio Cristo, no pueden lo realizarlo.

Pregunta: ¿Por qué, cuando me estabilizo en el Corazón, mis acciones son más lentas? 

Esto es la característica de algunos Estados llamados Samadhi, como se lo demostraron algunos sabios y algunas místicas que accedían, de manera irregular o regular, a estos Estados.

Pregunta: En una conversación, al cabo de un momento, el mental reanuda la parte. 

Pero, Bien Amada, la conversación es un acto mental, siempre. Es pues normal que el mental tome la parte. El Corazón es el silencio, el Corazón es estado de Ser que se basta a sí mismo. No puede haber conversación en el Corazón.

Pregunta: ¿En una conversación, es imposible mantener la Vibración del Corazón?

Eso es posible, a condición de que la Vibración del Corazón se instale, obviamente, de manera permanente, lo que significa que en ese momento realizan el Samadhi permanente. Allí, en ese momento, todo les es posible. Pero mientras no se establezcan allí, eso es imposible.

No tenemos más preguntas. Les agradecemos.

Bien Amados Niños de la Luz y Semillas Estelares, doy gracias por su escucha. Reciba mi Paz y las bendiciones del Cónclave. Les digo, por mi parte, hasta muy poco tiempo para un debate quizá más ligero. 

Hasta muy pronto.

Original francés:


Traducido por: Solstrom